Restaurants de postres

espaisucre.gif

Sí, la gastronomía sigue dando que hablar en innovación. En esta nota pueden enterarse de las generalidades de este nuevo nicho de negocios: los restaurantes que sirven exclusivamente postres. Está Room 4 Dessert en Nueva York o el más reciente Chikalicious en la misma ciudad, pero como siempre, hay un catalán también metido en el negocio… y lo ha hecho a lo grande. Mientras que Chikalicious es un pequeño salón de apenas 20 comensales, Espai Sucre, de Jordi Butron y Xano Saguer es no sólo restaurant, sino escuela y consultora gastronómica. 

4 pensamientos sobre “Restaurants de postres”

  1. I’ve seen so many web pages with so much “spanglish” like this that I wonder what country am I? Please, decide which language you speak because this web page is a mess.

  2. I’ve seen so many web pages with so much “spanglish” like this that I wonder what country am I in? Please, decide which language you speak because this web page is a mess. If we are in Latin America we should speak Spanish…or Portuguese, but not this awful mixture. That’s why I wrote this comment in English.

  3. Bien Jorge! Querías lucirte?! ¿Debemos felicitarte por tu inglés? No me queda claro si te molesta que no se hable español o la mescla de idiomas en pos de una pureza nazi, ya que si realmente estuvieses a favor de usar idiomas latinos en estas latitudes hubieses escrito tu comentario en español o portugues, o incluos en algún lenguaje aborigen, pero no, decidiste hacer gala de tu inglés.
    Podrías darte cuenta que hay determinados temas que usan una terminología universal.
    Creo que el blog de Eduardo es un espacio, que siempre habla de Innovación, Creatividad y apunta a la motivación y la estimulación. Quizás puedas aprovechar esto y no quedarte en una crítica tan pueril.

  4. Estoy de acuerdo con Cristian y me gustaría saber qué hace Jorge de innovador o creativo cuando no está mirando la paja en el ojo ajeno.
    Al margen, no encuentro los vocablos “spanglish” que menciona salvo los
    nombres de los restaurantes que obviamente no los puso Eduardo.
    Saludos, Ardin.

Deja un comentario